Es una de las medidas más esperadas por el sector gastronómico y por la sociedad. Los protocolos.

Esta semana, en el marco del Plan Integral y Gradual de Puesta en Marcha de la Ciudad, el gobierno porteño dio vía libre para el regreso de la actividad gastronómica, una de las actividades más esperadas por la gente y por los trabajadores. Luego de meses de limitar sus tareas al delivery, podrán atender en mesas al aire libre con una serie de medidas que detallamos a continuación.

Gastronomía, medidas de prevención obligatorias
En los locales gastronómicos a los servicios de delivery y “para llevar” se suman las mesas al aire libre con atención a partir de esta semana con la publicación del protocolo correspondiente.

Se comienza con los locales que ya tienen permiso para mesas (“área gastronómica aprobada”) previa validación en la web oficial.

El resto debe tramitar una habilitación para las mesas en web oficial.

No podrá haber servicio alguno en los salones internos.

Se debe inhabilitar el acceso a áreas de juegos.

Distancia entre personas de al menos 1,5 metro. Llevar al mínimo posible la convivencia simultánea en un mismo espacio físico.

Uso de tapabocas permanente tanto para el personal como para las personas ajenas al establecimiento.

En caso de que los establecimientos no cuenten con un acceso directo desde el exterior al patio o terraza, se deberá demarcar un pasillo (libre de objetos) que contemple ambos sentidos de circulación. Se debe evitar la permanencia de personas en la vía de circulación.

Cada mesa debe tener un radio propio libre de 1,7 metro cuadrado respecto de otras. La circunferencia que delimite cada mesa debe separarse por 1,5 metro respecto de otra, medido desde sus límites.

Las mesas deberán ser como máximo para cuatro personas.

Se debe colocar un punto de higienización con alcohol en gel o satinizante en cada uno de los espacios.

Las mesas deberán desinfectarse luego de que se retire cada comensal y previo a que se siente uno nuevo.

Para las mesas en las veredas, se debe contratar un seguro de responsabilidad civil para estos usos o ampliar el que tengan en el local.

Se recomienda el uso de medios de pago electrónicos. En caso de que el pago se realice a través de tarjetas de crédito o débito, se deberán desinfectar tanto las tarjetas como el posnet utilizado con solución de agua y alcohol.

Se recomienda usar mamparas o pantallas en las cajas que aseguren la protección de vendedor/cliente.

Los trabajadores deberán contar con reposición de Elementos de Protección Personal (EPP) y kit de desinfección húmeda (consistente en la limpieza con agua y detergente y luego desinfección con una solución de lavandina de uso comercial con agua – 10 ml de lavandina en 1 litro de agua).

Los trabajadores no pueden usar el transporte público.

Medidas de limpieza, desinfección general y prevención en instalaciones, cocinas, salones y sanitarios, y tratamiento de residuos y recepción de mercaderías, según protocolo.

Fuente: Prensa GCBA