Se sumó una formación Alstom 100 como primer paso para renovar las unidades que ya tienen 60 años de antigüedad.

El Gobierno de la Ciudad anunció hoy que la Línea E del subte sumó una formación Alstom 100 de 5 vagones. Esto forma parte del proceso de renovación de la flota de trenes de la línea del sur de la Ciudad, que ya detenta una antigüedad mayor a 60 años.

No se trata de unidades nuevas sino de un reacondicionamiento de las utilizadas en la Línea D. Se caracterizan por su color metálico y sus asientos en paralelo a las ventanas. Cuentan con 5 coches en lugar de cuatro, ampliando la capacidad de transporte de pasajeros por formación.

Esta incorporación fue posible por el nuevo taller Lacarra, que más amplio y mejor equipado, permite agilizar las tareas de mantenimiento periódico y correctivo de los coches, mejorar la disponibilidad de la flota y la regularidad del servicio.