José Luis Giusti, ex-decano de la Facultad de Económicas de la UBA, fue nombrado al frente de la Unidad de Proyectos Especiales para la Transferencia de Funciones y Facultades en Materia de Seguridad de la Ciudad. Había tenido que renunciar por denuncias de su esposa en 2015.

La Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA), repudió el nombramiento del ex-decano de la Facultad de Económicas de la UBA, Jose Luis Giusti, al frente de la Unidad de Proyectos Especiales para la Transferencia de Funciones y Facultades en Materia de Seguridad. El año pasado, Giusti tuvo que renunciar como decano en medio de graves denuncias por violencia de género y enriquecimiento ilícito, impulsadas por su ex esposa.

Adrián Lutvak, presidente de la FUBA y dirigente de La MELLA, declaró: “José Luis Giusti debió renunciar en abril del año pasado como decano de Económicas en medio de graves denuncias por violencia de género y enriquecimiento ilícito, impulsadas por su ex esposa. Guisti también aparece involucrado en las causas por contrataciones fraudulentas y desvío de fondos en el vaciado Hospital de Clínicas.”. A su vez agregó: “Nos llama la atención que sea premiado con un cargo por el Jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta. Giusti ya había ocupado importantes cargos bajo la gestión de Macri en la Ciudad, como el de director del Instituto de la Vivienda (IVC) del cual se tuvo que ir por otro escándalo de corrupción.”.

Finalmente concluyó: “Como titular de la Unidad de Proyectos Especiales para la Transferencia de Funciones y Facultades en Materia de Seguridad, Giusti queda encargado del manejo de recursos y competencias en el marco del traspaso de 19 mil policías federales al ámbito de la Ciudad. Hace menos de un año se fue por la puerta de atrás de la UBA, sumergido en un escándalo, y ahora lo reciben por la puerta grande de la Ciudad. Esto nos indigna.”.

Prensa FUBA (La Mella)