Tras lo acontecido en Capital Federal, la ciudad de La Plata fue castigada con el peor temporal de su historia donde llovieron 400 milímetros de agua en apenas un par de horas. Se confirmaron 51 víctimas fatales y miles de evacuados. La sociedad se moviliza en solidaridad con los damnificados.

El temporal sin precedentes que se abatió sobre la ciudad de La Plata el martes dejó un saldo de 51 víctimas fatales, de las cuales más de 40 ya fueron identificadas, además de las pérdidas personales de miles de vecinos afectados por el fenómeno climático más extraordinario de la historia de la capital bonaerense.

“Están siendo rastrilladas todas las casas, hay búsquedas dentro de los arroyos y se está trabajando constantemente con el Ministerio del Interior en la identificación de las identidades de las víctimas”, informó el gobernador de la provincia, Daniel Scioli.

Para el gobernador, “en base a la información que nos va llegando y al trabajo que está haciendo la policía creemos que prácticamente la mayoría de los casos desgraciados están expresados en ese número” e informó que “casi todos los desaparecidos han sido encontrados” en el transcurso del día.

Scioli detalló que “existe una complementación de apoyo al municipio por parte de la Provincia y de la Nación”, y que se encuentran trabajando en forma conjunta Prefectura, Gendarmería, Ejército y la Policía Bonaerense, así como todos los ministerios.

Sin poder salir de la angustia que generó la copiosa lluvia que inundó viviendas y comercios de La Plata, los vecinos continuaban su lenta tarea de limpieza y reconstrucción.

“Es imposible recuperarse de esto, se me arruinaron muebles, las paredes, el techo y yo trabajo en casa de familia, así que no va a ser fácil”, dijo a Télam María Cristina Nuci, de 53 años, que habita en 117, entre 524 y 525.

En la esquina de 5 bis y 517 bis, en Ringuelet, Pedro Miera no salía de su asombro: “Nunca sucedió algo así, con la lluvia de enero se desbordó el arroyo pero el agua no llegó a las casas, esta vez tuvimos 40 centímetros de agua adentro”.

Parado en la vereda, con puertas y ventanas abiertas para ventilar la casa, Pedro estaba junto a su hija Cristina, su yerno Jorge y sus dos nietas adolescentes, con camas y muebles de dormitorio al sol, con la esperanza de poder recuperarlos.

Para paliar y contener la situación de la gente que perdió todo, la ministra de Desarrollo Social de la Nación, Alicia Kirchner, quien recorrió hoy el centro que dispuso la Cruz Roja en el Club Infantil y Juvenil San Martín, consideró que “el mejor testimonio que podemos dar es el trabajo y poner la cara”.

La funcionaria nacional sostuvo que “nos hemos encontrado con realidades que dan dolor porque las muertes no las vamos a poder reconstruir”, por lo que destacó: “vamos a poner todo para reconstruir lo que vino después, pero ese dolor no tiene consuelo”.

“Hay muchos que están muy enojados y tendrán sus razones, pero hay otros que no deben ser vecinos, que deben ser agitadores o violentos porque no quieren que se los ayude. Yo entiendo todos los enojos, muchos probablemente tengan razón, lo que no entiendo es la violencia”, agregó durante una conferencia conjunta con el gobernador y el intendente de La Plata, Pablo Bruera.

La ministra aseguró que “si queremos superar esta situación tenemos que hacer un gran cuerpo solidario, estar uno al lado del otro porque necesitamos ayudar al conjunto de la población”.

Por su parte, Bruera agradeció el apoyo brindado por el gobierno nacional: “Estamos recibiendo los camiones, los gomones y ahora la asistencia directa, en una situación dramática”.

“Estamos enfrentando la crisis más importante que ha recibido la historia de la ciudad de la Plata”, señaló.

La cantidad de personas evacuadas se redujo de 3.000 a 1.200, según informó hoy Jefe de Gabinete de la ciudad de La Plata, Santiago Martorelli, quien también dio cuenta de unos 25 mil usuarios siguen sin luz, en toda la ciudad y sus alrededores.

En este contexto, el ministro de Salud de la Nación, Juan Manzur, aseguró que está garantizada la provisión de insumos y de medicamentos para las personas afectadas por el temporal, por lo que pidió “tranquilidad” a la población.

Manzur dijo además que el gobierno “cuenta con un stock importante de vacunas” y que en el caso de La Plata no sólo se va a priorizar la vacuna contra la gripe sino también la antitetánica.

Asimismo, explicó que luego que bajó el agua en los barrios “comienza la etapa de prevención en materia sanitaria con las medidas higiénicas de vuelta a casa” y destacó que se pondrá especial énfasis “en los grupos vulnerables como los bebés, embarazadas, adultos mayores y personas con enfermedades de base”.